Participación social


Consejo Asesor

La instalación del Consejo Asesor del Parque Nacional Isla Isabel e Islas Marietas fue instalado el 5 de junio de 2003. Actualmente, el área protegida cuenta con el Subconsejo Asesor del Parque Nacional Islas Marietas.

Está integrado por un Presidente Honorario; un Presidente Ejecutivo, que será electo por mayoría de votos en reunión del Consejo; por un Secretario Técnico, que será el Director del área natural protegida; el Presidente de cada uno de los Municipios en que se ubique el Área Natural Protegida, así como representantes de instituciones académicas, centros de investigación, organizaciones sociales, asociaciones civiles, sector empresarial, ejidos y comunidades, propietarios y poseedores y, en general, todas aquellas personas vinculadas con el uso, aprovechamiento o conservación de los recursos naturales del área natural protegida.

Sus funciones son:

  • Proponer y promover medidas específicas para mejorar la capacidad de gestión en las tareas de conservación y protección del área;

  • Participar en la elaboración del programa de manejo del área natural protegida y, en la evaluación de su aplicación;

  • Proponer acciones para ser incluidas en el programa operativo anual del área natural protegida; promover la participación social en las actividades de conservación y restauración del área y sus zonas de influencia, en coordinación con la Dirección del área natural protegida;

  • Opinar sobre la instrumentación de los proyectos que se realicen en el área natural protegida, proponiendo acciones concretas para el logro de los objetivos y estrategias consideradas en el programa de manejo;

  • Coadyuvar con el director del área en la solución o control de cualquier problema o emergencia ecológica en el área natural protegida y su zona de influencia que pudiera afectar la integridad de los recursos y la salud de los pobladores locales; Coadyuvar en la búsqueda de fuentes de financiamiento para el desarrollo de proyectos de conservación del área;

  • Sugerir el establecimiento de mecanismos ágiles y eficientes que garanticen el manejo de los recursos financieros, y participar en la elaboración de diagnósticos o de investigaciones vinculadas con las necesidades de conservación del área natural protegida.